TV: Phineas y Ferb

Aunque es su alimento principal, el comedor de perdices no sólo vive de los libros y, a veces, es inevitable encender la televisión. Y al igual que nos sentamos muchas veces a leer cuentos a nuestros hijos, también toca de vez en cuando ver alguna de las series que a ellos tanto les gustan. Es difícil luchar contra Bob Esponja (aunque me encanta esta serie) o los Gormitti, soberanamente aburrida e infinitamente peor que Código Lyoko, que sí me gusta mucho más. ¿Por qué comparo estas dos últimas? Porque siempre me han parecido de características muy parecidas: 4 chicos (en Lyoko terminan siendo cinco) que, para salvar al mundo, se introducen en otro mundo (real uno, virtual otro) en el que disponen de superpoderes para luchar contra los secuaces del malo maloso. Pero mientras los Gormitti se repiten una y otra vez sin solución de continuidad, en CL hay un hilo argumental, que se desarrolla a lo largo de todas las temporadas, y eso es algo que valoro mucho. Pero retomo el hilo de mi pensamiento. Decía que que es difícil luchar contra estas series, pero cuando puedo convencer al picatoste y la ponen, vemos una de mis preferidas: Phineas y Ferb.

Me gusta casi todo de esta serie, desde los títulos de crédito: el dibujo esquémático (la cara del protagonista es un triángulo, la de su hermano un rectángulo, la de su hermana un círculo), la creatividad de los protagonistas, la ausencia de enfrentamiento de Phineas con su hermana, aunque ésta se pase la vida intentando que su madre vea lo que traman sus hermanos (sin conseguirlo; algo así como el coyote y el correcaminos; hay, sobre este detalle del argumento, un estupendo capítulo de tipo “what if” en el que la madre por fin ve lo que hacen sus hijos, descubrimiento que tiene sus consecuencias)… Pero lo que más me gusta es el mensaje que transmite (o que yo quiero ver) sin moralina ninguna; a saber, que los chavales tienen que aprovechar su tiempo haciendo cosas, no quedarse tirados a la bartola a ver las horas pasar sin hacer nada.

Además, de vez en cuando introduce números musicales también estupendos (y aquí, aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid, permítanme acordarme de lo horrendas que son las canciones de Dora la Exploradora, otro clásico del género). Les dejo con uno de ellos que me encanta (de hecho, la canción estuvo nominada a un premio Emmy):

Anuncios

Un pensamiento en “TV: Phineas y Ferb

  1. Yo no me había dado cuenta de lo de las caras, pero mi señor esposo, que es más observador, sí. Si me había fijado en la actitud de los hermanos con la hermana. Estoy de acuerdo, es una buena serie, aunque algunos “chistes” los enanos creo que no los pillan…Y sí, Dora es insufrible, aunque el egocéntrico Mickey Mouse y su casa se lleva la palma…Me gusta el Blog, por cierto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s